shakshuka
shakshuka

Shakshuka: Huevos Escalfados en Salsa de Tomate al Estilo Magrebí

5.0 de 2 Vote

Explora la cultura culinaria del Medio Oriente con nuestra receta de Shakshuka auténtica y deliciosa. Aprende a preparar este plato tradicional de huevos pochados en salsa de tomate con especias exóticas en nuestro blog. Descubre consejos útiles para adaptar la receta a tus necesidades dietéticas, ya sea sin gluten, sin lácteos o vegetariana. ¡Déjate llevar por los sabores vibrantes y las texturas reconfortantes de la Shakshuka en cada bocado! ¡Visita nuestro blog hoy mismo y comienza tu aventura culinaria!


Shakshuka

Shakshuka

Shakshuka: Un plato tradicional del Medio Oriente y el norte de África. Huevos pochados en una salsa de tomate especiada con cebolla y pimiento. Sabroso y reconfortante, ideal para cualquier ocasión.”

Curso RecetaCocina VegetarianoDificultad Fácil
Cantidad

4

Porciones
Preparación

20

minutos
Cocción

25

minutos
Calorias

250

kcal
Tiempo total

45

minutos

Ingredientes

  • 2 cucharadas de aceite de oliva

  • 1 cebolla grande, cortada en rodajas finas

  • pimiento rojo, cortado en tiras

  • 3 ajos, picados

  • 1 cucharadita de comino molido

  • 1 cucharadita de pimentón dulce

  • 1 cucharadita de paprika

  • 1 lata de tomates triturados (400g)

  • 1 pizca de sal y pimienta al gusto

  • 5 huevos

  • Perejil fresco picado (opcional, para decorar)

  • Queso feta desmenuzado (opcional, para decorar)

Instrucciones

  • Calienta el aceite de oliva en una sartén grande a fuego medio-alto.
  • Agrega la cebolla y el pimiento rojo, y cocina durante 5-7 minutos, o hasta que estén tiernos.
  • Agrega el ajo picado y cocina por 1-2 minutos más, hasta que esté fragante.
  • Añade el comino, el pimentón dulce y la paprika. Cocina por 1 minuto, revolviendo constantemente.
  • Vierte los tomates triturados en la sartén y sazona con sal y pimienta al gusto. Deja que la mezcla hierva a fuego lento durante 10-15 minutos, o hasta que la salsa se haya espesado ligeramente.
  • Con la parte posterior de una cuchara, haz pequeños huecos en la salsa y rompe un huevo en cada uno de ellos.
  • Cubre la sartén y cocina a fuego lento durante unos 10 minutos, o hasta que las claras de huevo estén cocidas pero las yemas aún estén líquidas.
  • Retira la sartén del fuego y espolvorea con perejil fresco picado y queso feta desmenuzado, si lo deseas.
  • Sirve la shakshuka caliente directamente de la sartén con pan crusty para mojar.

Notas

  • Utiliza una sartén grande: Una sartén grande te dará suficiente espacio para cocinar todos los ingredientes de manera uniforme y para hacer los huecos necesarios para los huevos.
  • Controla el nivel de especias: Si prefieres un plato más suave, reduce la cantidad de especias picantes como el pimentón o la paprika. Si te gusta más picante, puedes agregar una pizca de pimienta de cayena o chile en polvo.
  • Varía los ingredientes: La belleza de la shakshuka es su versatilidad. Siéntete libre de agregar vegetales adicionales como espinacas, berenjenas o champiñones según tu preferencia.
  • Asegúrate de que los huevos estén frescos: Los huevos frescos pocharán mejor y tendrán una apariencia más atractiva en la shakshuka.
  • Controla el tiempo de cocción de los huevos: Si prefieres las yemas más firmes, cocina la shakshuka por un poco más de tiempo. Si te gustan las yemas más líquidas, cocina por menos tiempo.
  • Sirve con pan crusty: La shakshuka es perfecta para mojar con pan crusty o pan de pita. Asegúrate de tener suficiente pan para disfrutar de cada bocado.

Información nutricional

  • Calorias 250kcal
  • Carbohidratos 20g
  • Proteina: 12g
  • Grasas 15g
  • Sodium: 150mg
  • Fibra 5g
receta de shakshuka
receta de shakshuka

Shakshuka y los beneficios para la salud

En el corazón de la Shakshuka yace su ingrediente estrella: los huevos. Estas pequeñas maravillas están repletas de proteínas de alta calidad, fundamentales para el crecimiento, la reparación de tejidos y la saciedad. Además, los huevos son una fuente rica en colina, un nutriente vital para la función cerebral y la salud del corazón.

Pero la magia de la Shakshuka no se detiene ahí. Su salsa de tomate, sazonada con especias como el comino y el pimentón, ofrece una explosión de antioxidantes que combaten el estrés oxidativo y promueven la salud celular. Los tomates, en particular, son una fuente de licopeno, un poderoso antioxidante asociado con la reducción del riesgo de enfermedades cardiovasculares y ciertos tipos de cáncer.

Al adaptar la receta para ser baja en carbohidratos, sin gluten y sin lácteos, la Shakshuka se convierte en una opción inclusiva para aquellos con sensibilidades alimentarias o que siguen una dieta específica. Al agregar verduras adicionales como espinacas o champiñones, se aumenta aún más su contenido de fibra, esencial para una digestión saludable y la regulación del azúcar en la sangre.

receta shakshuka
receta shakshuka

Atributos nutricionales

  1. Alto contenido proteico y saciedad: Los huevos son una fuente de proteínas de alta calidad que ayudan a mantener la masa muscular, promueven la saciedad y controlan el apetito, lo que puede ser beneficioso para aquellos que desean controlar su peso o mejorar su composición corporal.
  2. Rica en antioxidantes y salud cardiovascular: Los tomates, pimientos y cebollas utilizados en la Shakshuka son ricos en antioxidantes como licopeno, vitamina C y flavonoides, que pueden ayudar a reducir la inflamación, proteger contra el daño celular y mejorar la salud cardiovascular.
  3. Bajo en carbohidratos y control de azúcar en la sangre: Al limitar los carbohidratos en la receta, la Shakshuka puede ser una opción baja en carbohidratos, lo que puede ser beneficioso para aquellos que buscan controlar sus niveles de azúcar en la sangre y mejorar la sensibilidad a la insulina.
  4. Rica en fibra y salud digestiva: Al agregar verduras como espinacas, champiñones o berenjenas, la Shakshuka puede ser una excelente fuente de fibra dietética, que es esencial para la salud digestiva, la regularidad intestinal y la prevención de enfermedades crónicas como la diabetes tipo 2 y enfermedades cardíacas.
  5. Sin gluten y sin lácteos para intolerancias alimentarias: Al adaptar la receta para que sea sin gluten y sin lácteos, la Shakshuka puede ser una opción segura y deliciosa para aquellos con intolerancias o sensibilidades alimentarias, lo que les permite disfrutar de una comida nutritiva y sabrosa sin preocupaciones.
cómo preparar shakshuka
cómo preparar shakshuka

Historia del Shakshuka

Descubre la fascinante historia detrás de la icónica receta de Shakshuka, un plato que ha cautivado los paladares de todo el mundo. Originaria del Medio Oriente y el norte de África, la Shakshuka tiene raíces profundas en la rica tradición culinaria de la región. Se dice que este plato fue creado como una forma ingeniosa de aprovechar al máximo los ingredientes disponibles, como tomates maduros, pimientos y especias fragantes.

A lo largo de los siglos, la Shakshuka ha viajado por antiguas rutas comerciales y ha dejado su huella en una variedad de culturas culinarias. Desde las calles bulliciosas de Marruecos hasta los mercados animados de Israel, la Shakshuka ha sido adaptada y reinventada en innumerables formas, pero siempre conservando su esencia reconfortante y deliciosa.

Hoy en día, la Shakshuka se ha convertido en un plato popular en todo el mundo, apreciado por su sencillez, versatilidad y sabor inconfundible. Ya sea que la disfrutes en un acogedor café de Tel Aviv o la prepares en la comodidad de tu propia cocina, la Shakshuka es una celebración de la diversidad culinaria y un recordatorio de la capacidad de la comida para unir a las personas.

Únete a nosotros mientras exploramos la rica historia de la Shakshuka y te llevamos en un viaje a través de sus sabores únicos y su legado perdurable. ¡Visita nuestro blog para descubrir más sobre este plato apasionante y aprender a prepararlo en casa!


Quizá te pueda gustar: Batido Grimace (McDonald’s) 

Crédito imagenes: Freepik